Gracias a Infowars para detectar la similitud de la relación dimensional entre la “Monolith” y los teléfonos móviles modernos.